Para dementes que conocen la locura estando totalmente cuerdos...

sábado, 17 de mayo de 2014

Sick of you.

No sé.
Tienes una capacidad increíble para hacerme sentir decir basura.
No sé que rayos, pero de una vez por todas necesito que me digas que diablos quieres de mi.

Un día me envuelves con tus palabras, al día siguiente sales con esa persona que lleva el título oficial.
Le haces sentir amada, deseada. Le haces sentir que es de verdad. Y a mi también.
Estoy cansada, ¿sabes? No merezco esto.
Hoy encontré a alguien que me hace sentir todas las mentiras que tu le haces sentir a ella, solo que mis mariposas, mis besos, mis sensaciones son reales. Y no eres tú quien las provoca. No.
Dejaste de ser quién provoca mis risas, dejé de desear tus labios baratos, dejé de desear tu cuerpo que hoy es mío y mañana sepa el cielo de quién.
Dejé de desear tocarte, porque sé que si no lo hago yo, ya encontrarás tu quién lo haga en mi lugar.

Ya basta de mentiras, los dos dejamos de ser unos niños. Crecimos juntos, si, pero ya no somos esos niños.
Y hoy estoy decidiendo no desearte más, Dios! Sólo Dios sabe cuanto deseo dejarte atrás.

Por que merezco más que la pantalla de amor vacío, aparente, superficial que tu me das.
Quiero más. Quiero vainilla, claveles, cenas, besitos cursis, quiero canciones, su acorde cantándome canciones de amor, quiero promesas al oído, quiero sentir que le intereso, quiero ese jugueteo tierno antes del beso profundo, que me eriza cada poro del cuerpo...
Y hoy entendi algo: tú no puedes darmelo, no, no puedes.
No puedes darmélo porque estás muy ocupado fingiendo en otras camas, visualizandóte como un ganador olvidando por un minuto que el mundo no gira en torno a ti. Estás por ahí, consiguiendo amantes baratos, de una noche que lo único que pueden darte son cosas materiales.
Tan vacíos todos ellos, igual que el amor vacío, aparente que tu me das.
Hoy decido dejarte de lado, porque tu me enseñaste que lo que no sirve debe ser desechado y tu ya no me sirves.
Me dejaste vacía, me hiciste perder la ilusión de todo esto que la gente llama "amor", me moldeaste como barro a tu ideal de lo que necesitabas de mi pero hoy decido dejar de ser tu molde.

Porque hoy estoy con alguien más, alguien que  me da todo lo que tu jamás podrás darme.

Sick of you.

No sé.
Tienes una capacidad increíble para hacerme sentir decir basura.
No sé que rayos, pero de una vez por todas necesito que me digas que diablos quieres de mi.

Un día me envuelves con tus palabras, al día siguiente sales con esa persona que lleva el título oficial.
Le haces sentir amada, deseada. Le haces sentir que es de verdad. Y a mi también.
Estoy cansada, ¿sabes? No merezco esto.
Hoy encontré a alguien que me hace sentir todas las mentiras que tu le haces sentir a ella, solo que mis mariposas, mis besos, mis sensaciones son reales. Y no eres tú quien las provoca. No.
Dejaste de ser quién provoca mis risas, dejé de desear tus labios baratos, dejé de desear tu cuerpo que hoy es mío y mañana sepa el cielo de quién.
Dejé de desear tocarte, porque sé que si no lo hago yo, ya encontrarás tu quién lo haga en mi lugar.

Ya basta de mentiras, los dos dejamos de ser unos niños. Crecimos juntos, si, pero ya no somos esos niños.
Y hoy estoy decidiendo no desearte más, Dios! Sólo Dios sabe cuanto deseo dejarte atrás.

Por que merezco más que la pantalla de amor vacío, aparente, superficial que tu me das.
Quiero más. Quiero vainilla, claveles, cenas, besitos cursis, quiero canciones, su acorde cantándome canciones de amor, quiero promesas al oído, quiero sentir que le intereso, quiero ese jugueteo tierno antes del beso profundo, que me eriza cada poro del cuerpo...
Y hoy entendi algo: tú no puedes darmelo, no, no puedes.
No puedes darmélo porque estás muy ocupado fingiendo en otras camas, visualizandóte como un ganador olvidando por un minuto que el mundo no gira en torno a ti. Estás por ahí, consiguiendo amantes baratos, de una noche que lo único que pueden darte son cosas materiales.
Tan vacíos todos ellos, igual que el amor vacío, aparente que tu me das.
Hoy decido dejarte de lado, porque tu me enseñaste que lo que no sirve debe ser desechado y tu ya no me sirves.
Me dejaste vacía, me hiciste perder la ilusión de todo esto que la gente llama "amor", me moldeaste como barro a tu ideal de lo que necesitabas de mi pero hoy decido dejar de ser tu molde.

Porque hoy estoy con alguien más, alguien que  me da todo lo que tu jamás podrás darme.